Museo Tamayo

El Museo Tamayo de Arte Contemporáneo es un referente en la CDMX gracias a que aloja importantes exposiciones además de resguardar la impresionante colección del artista Rufino Tamayo, donada por él mismo para la creación del museo y que abarca obra internacional de los años sesenta y setenta del siglo pasado.

Fundado en 1981, el Museo Tamayo lleva a cabo exposiciones de arte contemporáneo internacional y exhibe su colección que incluye obras fundamentales de la segunda mitad del siglo XX hasta el presente.

La misión del museo es la colección, presentación y difusión de las más destacadas obras de arte plástico y manifestaciones artísticas contemporáneas a nivel internacional. Su vocación es mostrar arte contemporáneo para generar nuevas experiencias, conocimiento y análisis sobre la diversidad cultural nacional e internacional de nuestro tiempo.

El museo se encuentra localizado en un circuito de museos en la ciudad, como lo es el Bosque de Chapultepec.  Su arquitectura no es un elemento ajeno a la geografía del bosque, sino que se integra orgánicamente al entorno.

En agosto de 2012 finalizó un arduo trabajo de renovación que duró un año y cuyo resultado fue el crecimiento del edificio en un 30%. El arquitecto encargado de realizar la transformación fue Teodoro González de León, quien junto con Abraham Zabludovsky, desarrolló el proyecto original. Con un espacio más amplio e instalaciones nuevas y remozadas, se ha logrado aumentar notablemente la afluencia de gente que asiste al museo. Dicho recinto cuenta con un programa anual de actividades de alta calidad para niños, jóvenes y adultos, con el fin de exponer y disfrutar las prácticas artísticas de nuestro tiempo.

Como una experiencia complementaria a la visita del museo, cuentan con visitas guiadas a las exposiciones y recorridos arquitectónicos para conocer más sobre la historia del edificio y el antes y después de la remodelación.

Otro de los atractivos del recinto es su tienda, en la que se pueden adquirir publicaciones nacionales e internacionales y productos de diseño mexicano.

Definitivamente, la visita al Museo Tamayo es una experiencia muy interesante y enriquecedora. Encuentra lo diferente y visita este atractivo de nuestra ciudad.